martes, 5 de agosto de 2014

¿Un Porsche 911, como vehículo familiar?

¡Nada es imposible! Salir de vacaciones con un montón de equipaje y, aun así, ser capaz de disfrutar de un coche deportivo en tu lugar de destino es algo que Porsche AG hace posible para todos los últimos modelos coupé del 911. El fabricante de vehículos deportivos ha demostrado recientemente cómo conseguirlo, utilizando un 911 Carrera S en el centro de ensayos de ATC, en Aldenhoven. El 911 se puso a prueba allí, con curvas peraltadas incluidas, transportando varios tipos de carga en el techo, como por ejemplo, bicicletas y tablas de snow. También se llevaron a bordo cuatro maletas para las vacaciones. Transportar este tipo de carga es posible gracias a un sistema especial de Porsche Tequipment para el transporte de accesorios en el techo, que transforma rápidamente el 911 en un automóvil que ofrece una milagrosa cantidad de espacio para equipajes.



Todos los Porsche 911 están preequipados para estos accesorios. El sistema se ha diseñado para llevar bastidores de bicicletas, una caja de techo o barras para esquíes/snowboard. Sólo la caja de techo proporciona una capacidad extra de 310 litros de espacio para equipaje, lo que hace un total de 455 litros en el conjunto del coche. Se pueden transportar hasta tres bicicletas en el techo del 911, mientras que para las vacaciones de invierno hay sitio para seis pares de esquís o cuatro tablas de snow. Para todos los 911, Boxster y Cayman, Porsche también ofrece seis diferentes sillas de niños de diseño propio. En total, se pueden encontrar más de 300 elementos prácticos opcionales para todos los modelos de Porsche en la página www.porsche.com/tequipment. Las posibilidades para una personalización retrospectiva incluyen sistemas de protección, de transporte y de mejora de las prestaciones, y se extiende a todos los paquetes de diseño deportivo y a otros accesorios útiles.

0 comentarios:

Publicar un comentario

 
Google+