lunes, 17 de febrero de 2014

Presentación del Ferrari California T en Ginebra: elegancia, deportividad y tecnología


Hablar del Ferrari California T es hablar de elegancia, deportividad, versatilidad y exclusividad, características todas ellas que han distinguido a todos los modelos California que se han lanzado desde mediados del siglo pasado.

El California T goza de un elevadísimo nivel de innovación sin perder por ello rasgos tan significativos como el satisfactorio concepto 2+, un refinado interior y, por supuesto, el techo duro plegable que permite transformar el elegante cupé en un sofisticado spider en apenas 14 segundos. Este modelo viene repleto de nuevas soluciones, empezando por el nuevo motor turbo de 8 cilindros obra de los ingenieros de Maranello. Con su nuevo diseño, ofrece un nivel de rendimiento soberbio, una aceleración apabullante y el sonido más perfecto que haya producido jamás ningún motor turbo.


Es la primera vez que se logra que un motor de estas características carezca completamente de retardo y, por tanto, la respuesta sea instantánea. Al igual que sucede con los motores de aspiración natural, la curva del par aumenta de manera constante a lo largo del rango de revoluciones gracias a la gestión variable de la aceleración.

El motor turbo de 8 cilindros, 3855 cm3 e inyección directa va montado en el chasis en una posición muy baja, en la parte central delantera, y produce 560 CV a 7500 rpm. Es decir, tiene una potencia específica de 145 CV/l (la más elevada de su categoría) y un par motor máximo de 755 Nm. Gracias a todo esto, el California T es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en tan solo 3,6 segundos.


Al igual que en el modelo de Fórmula 1 de esta temporada, se utiliza el turbo para reducir el consumo de combustible y las emisiones de CO2. En comparación con el modelo anterior, el consumo de combustible se ha reducido alrededor de un 15 por ciento a pesar de tener 70 CV más y un 49% más de par. Las emisiones han bajado hasta los 250 g/km en ciclo combinado; es decir, se ha reducido la tasa CO2/CV en un 20% (0.44 g/CV). El motor del California T presenta una serie de soluciones que se han utilizado en el monoplaza, como las turbinas compactas de mínima inercia tipo Twin-Scroll, que le confieren una respuesta de aceleración muy fiable. La metodología y maquinaria de la Scuderia han dejado su huella en ciertas fases de su producción, concretamente en la fundición.


Uno de los grandes retos al diseñar el California T era garantizar que el motor posea el típico e intenso sonido de Ferrari y se ha logrado gracias a un meticuloso trabajo de diseño y la aplicación de técnicas especiales a la hora de fabricar componentes clave, como el cigüeñal flat-plane, el colector de escape de tres tubos y el contenedor turbo. El sonido que produce el motor es agradable y poderoso, durante la toma de aire y también en escape de gases, y se vuelve más potente a medida que el motor acelera. Es la primera vez que se ha conseguido este resultado con un motor turbo.

El California T, además, posee la auténtica dinámica de un coche deportivo: actividad reducida de volante y respuesta de giro mejorada, todo gracias a la nueva caja de cambios y al nuevo sistema de suspensión. Los nuevos muelles y amortiguadores Magnaride de última generación, que responden más de un 50% más rápido, combinados con acelerómetros de movimiento de la carrocería, reducen el balanceo y el cabeceo y producen una conducción más precisa e increíblemente cómoda.


Además, el California T incluye la última evolución del sistema de control de tracción F1-Trac para obtener una aceleración máxima al salir de las curvas, algo que refuerza la faceta más deportiva de su personalidad. La arquitectura del California T, sus controles y el nuevo motor de 8 cilindros garantizan una conducción placentera, tanto en circunstancias adversas como en las situaciones más relajadas, tal y como marca la tradición Grand Tourer. El sistema de frenos carbocerámicos CCM3, además, es extremadamente eficiente con discos y pastillas de nuevos compuestos. Los frenos están integrados con el sistema ESP 8.0 premium, que controla el ABS de alto rendimiento y consigue pasar de 100 a 0 km/h con una distancia de frenado de tan solo 34 metros.


Se ha prestado gran atención al diseño, manteniendo las dimensiones generales del modelo anterior sin olvidar que el California T posee una personalidad propia e individual. Las elegantes proporciones ideadas en el Ferrari Styling Centre en colaboración con Pininfarina siguen la misma filosofía de los modelos Ferrari de motor delantero. La línea lateral del California T se ha inspirado en el Testa Rossa 250 y su famoso estilo con guardabarros; la línea del alerón frontal se prolonga hacia la parte trasera, más compacta y robusta, y le confiere una elegancia aerodinámica y movimiento en los laterales. La parte trasera es el resultado de la meticulosa investigación aerodinámica que ha producido un difusor de triple banda.


El habitáculo del California T se ha diseñado para ser lo más ergonómico posible y desprende calidez y artesanía, con lujosos acabados en cuero de semianilina Frau. El espacio interior otorga flexibilidad al propietario para darle el uso más eficiente posible a su capacidad, incluso con el techo retraído, gracias al espacio entre el compartimento del equipaje y los asientos traseros. La interfaz máquina-conductor complementa el volante Ferrari con controles integrados, y el TPE (Turbo Performance Engineer) ocupa el lugar de honor entre los dos respiraderos del centro del salpicadero. La pantalla del TPE ofrece un entorno capacitivo (táctil) que permite navegar con pantallas informativas y sacarle el máximo rendimiento al nuevo motor. Además, el California T incluye un nuevo sistema de información y ocio con una pantalla de 6,5” de alta resolución muy intuitiva que cuenta con controles tanto convencionales como táctiles.


El California T se presentará en marzo durante la feria internacional del motor de Ginebra, pero ya se puede admirar online desde hoy mismo en www.ferrari.com en los dos colores en los que se va a lanzar: Rosso California, un intenso y profundo rojo inspirado en los Ferrari clásicos, y Blu California, que destaca la versatilidad y elegancia del nuevo modelo.

0 comentarios:

Publicar un comentario

 
Google+